ENVÍO GRATIS EN PEDIDOS DE MÁS DE 39€ (ESPAÑA)

Impacto Real de la ganadería sobre el calentamiento global de la Tierra.

Impacto Real de la ganadería sobre el calentamiento global de la Tierra.

mayo 08, 2020

Muy buenas Meatlovers,

Aquí estamos otra semana más para compartiros algunos datos, sobre el verdadero impacto de la ganadería sobre el calentamiento global de nuestro querido planeta.

Son muchas las acusaciones que en los últimos años han puesto el foco sobre la importante responsabilidad de las emisiones de CO2 atribuidas a la industria ganadera.

Primero como ya hemos explicado en anteriores post, tenemos que diferenciar entre ganadería intensiva y extensiva para poder hacer un mejor análisis de la situación. Click aquí para leer más sobre este tema.

La ganadería extensiva, utilizada para la elaboración de todos nuestros productos, no sólo no es responsable de la emisión de gases de efecto invernadero perjudiciales para el Planeta, sino que tiene un impacto positivo sobre el medio ambiente y la regeneración del terreno. 

Por otro lado la ganadería intensiva siempre ha generado un importante debate en este aspecto, por lo que a continuación vamos a pasar a analizarla con mayor profundidad.

 

Datos oficiales gases efecto invernadero producidos por la Industria Ganadera.

Datos oficiales del “Inventario Nacional de Gases de Efecto Invernadero” (Ministerio para la Transición Ecológica y el Reto Demográfico) indican que la producción ganadera de carne representa el 7% del total de emisiones de GEI del país, incluido en el 11,9% del apartado total de la agricultura. Por el contrario, el transporte supone el 27% de esas emisiones, seguido por la industria con un 19,9%, la generación de electricidad (17,8%), el consumo de combustibles (8,5%) o los procesos industriales y uso de otros productos (8%).

Otros dos puntos muy usados en la crítica de la Industria Ganadera son: el cultivo de soja y la deforestación que conllevaría éste. Aquí hay que hacer varios matices:

  • La soja se cultiva principalmente por su uso como aceite de cocina (el más usado del mundo) así como por sus distintas aplicaciones industriales y como bio-combustible.
  • Lo que “sobra” una vez extraído el aceite (la torta de soja) es lo que se utiliza en el pienso animal.
  •  El precio del aceite de soja es, de media, 2,3x superior al de la torta. Luego no es para nada evidente que la soja se cultive principalmente por su uso como alimento para el ganado, sino que los datos económicos apuntan a un importante y posiblemente principal interés en su cultivo para uso humano siendo así su utilización en piensos un modo de reciclar un producto que, sin la ganadería, no tendría otro destino.

El consumo de agua también es una de la principales críticas recibidas por el sector. Según datos de UNESCO, la inmensa mayoría del agua usada en ganadería es agua de lluvia (agua verde) que como tal forma parte del ciclo del agua y no se pierde ni debe ser tratada.

Estos datos reflejan que, aunque dignas de tener en cuenta, las emisiones del sector ganadero no son ni mucho menos las principales responsables de la contaminación del aire y el cambio climático.

Además de esto también sería importante analizar la naturaleza de los gases emitidos por dicha Industria, para ser más justos con el tema que estamos tratando.

 

Naturaleza de los gases de efecto invernadero (GEI) de la Industria Ganadera

Diferentes estudios como los de la universidad de Oxford, ya publicados concretan como los rumiantes emiten metano (CH4) como resultado de la digestión de la celulosa, principal componente de los pastos y vegetales que ingieren. El CH4, contrariamente al CO2 que permanece en la atmósfera miles de años, está activo tan sólo una década.

Después se convierte en CO2, pero un CO2 que, al no ser de origen fósil, forma parte del ciclo del carbono y no contribuye al calentamiento global. Por lo tanto, un rebaño de rumiantes que no aumente su tamaño no contribuye al calentamiento por GEI.

Pero además, hay que tener en cuenta otros factores: los rumiantes al ingerir pastos de zonas que no son cultivables contribuyen al secuestro de CO2, reduciendo su cantidad en la atmósfera.

Además, según datos de la FAO, el 86% de los productos que consumen las especies ganaderas procede de residuos vegetales que de otro modo no tendrían ninguna utilidad y deberían destruirse o bien se pudrirían en los campos.

En todo caso, el sector cárnico y ganadero es cada día más consciente de los retos medioambientales que afronta en el futuro más cercano. Por ello se está trabajando en el desarrollo de nuevas técnicas de producción con un menor impacto ambiental, en la reducción de las emisiones de amoniaco (47%), óxido nitroso (38%) y emisiones por la gestión de estiércoles (14%) en el sector porcino, así como la investigación en alimentos para el ganado con menor huella medioambiental.

Esperamos que este pequeño post os haya ayudado a tener un poco más clara la situación de la industria ganadera, por lo menos en cuanto a la emisión de gases y su impacto sobre el calentamiento global se refiere.

En el post, nuestra preocupación por la sostenibilidad del planeta, tratamos de contaros un poquito más sobre nuestra empresa y la importancia que tiene para nosotros aportar nuestro pequeño granito de arena para mejorar la sostenibilidad de nuestro querido planeta. 

Un saludo MeatLovers.

CHERKY SNACKS REALFOOD



15% DESCUENTO

Si nos dejas tu dirección de correo electrónico